Como parte de su proyecto de responsabilidad social empresarial, la empresa PEMCOL Ltda unió esfuerzos con la Fundación Omacha para trabajar por la conservación de la biodiversidad colombiana.  PEMCOL apoya financieramente, donando un porcentaje de la venta de sus productos, el desarrollo de la beca "Estrategia de conservación relacionada con la calidad del hábitat y tamaño poblacional del terlaque pechiazul, en La Calera".
Esta beca tiene como objetivos reconocer las relaciones existentes entre el tipo de hábitat, comportamiento, reproducción y cambios poblacionales en tres zonas boscosas  pertenecientes a las veredas de Jerusalén, el Volcán  y Quisquiza, y diseñar e implementar una estrategia de conservación para esta especie sombrilla y casi amenazada a través de la construcción de observatorios de aves y la realización de talleres de educación ambiental enfocados al conocimiento y conservación de la avifauna de las zonas de estudio, especialmente de este tucán.
 
Jerusalén contará con un observatorio de aves
Dentro de este proyecto, se está construyendo un observatorio de aves al cual se llega por un sendero interpretativo, el cual está rodeado de árboles nativos y orquídeas. Los visitantes también encontrarán carteles informativos de las especies de aves que se puedan observar en el área, y su importancia ecológica.
Los resultados obtenidos hasta el momento permiten concluir lo siguiente: se observaron más individuos y con mayor frecuencia en la vereda Jerusalén, con la realización de las entrevistas y la entrega del material divulgativo se puede deducir que los pobladores de la zona no conocen la existencia del tucán en la zona y la mayoría cree que los tucanes solo se encuentran en distribuciones más bajas; sin embargo la comunidad se notó interesada en el tema. Además, la Alcaldía y la Secretaria de Turismo mostraron su interés en el proyecto, especialmente en la realización de talleres de educación ambiental en el sendero y el observatorio.
 
La continuidad del proyecto se enfocará en la realización de nidos artificiales con el fin de contribuir en época de anidación de esta especie, y en la realización de actividades de educación ambiental en el sendero interpretativo y en el observatorio con la comunidad en general y diferentes instituciones educativas.
 
El tucán de montaña (Andigena nigrirostris) también es conocido como yataró o terlaque pechiazul, mide 51 centímetros aproximadamente, su pico es de color negro por completo y puede medir entre 9 y 11 centímetros. Su coronilla y su nuca son de color negro, y la rabadilla es amarilla. Su cola es negra con punta castaña; la garganta y los lados de la cabeza son de color blanco, sus parte inferiores son grises azuladas. Su área ocular es desnuda, de color azul al frente y amarillo detrás. Esta hermosa ave habita en Colombia Ecuador y Venezuela, desde los 1.600 hasta los 3.200 msnm, principalmente en selvas húmedas y sus bordes.
 
PEMCOL compensa su huella ecológica
Así mismo, para compensar su huella ecológica PEMCOL financia la siembra de plantas nativas, en la Reserva Natural Bojonawi, dentro del Programa de Reforestación y Carbono Neutro de Omacha.
 
La siembra de especies nativas se lleva a cabo en una zona de la sabana aledaña a bosques de galería y cerca del vivero de la reserva. De esta forma, se puede acelerar la sucesión vegetal y ampliar los corredores biológicos para el albergue de diversas especies de fauna. Las semillas han sido recolectadas en los bosques y sabanas, y han pasado por las etapas de pre-germinación y germinación previa a la siembra.
 
Con la donación de PEMCOL, se han sembrado 180 plantas, entre congrios (Acosmiun nitens),  ceibas rojas (Bombacopsis quinata) y gualanday (Jacaranda mimosifolia).